Crimen en el vestuario: un testigo vio el homicidio y sindicó a un amigo de la víctima

Leandro Quilaleo fue asesinado de 9 puñaladas . Al único detenido, “Kito” Ovando,se lo imputó de homicidio “Acá no pasó nada” dijo “Kito” luego de matar a Leandro Quilaleo , aseguró un testigo.

Emanuel “Kito” Ovando quedó detenido en prisión preventiva imputado de ser el autor del homicidio de Leandro “Ronco” Quilaleo (21), cometido la madrugada del sábado en el vestuario del Club Cultural y Deportivo Alumni de Puerto Madryn. Según se ventiló en la audiencia, los jóvenes estaban reunidos y se produjo una discusión.

En la audiencia, realizada el mediodía del martes en Tribunales, la fiscal María Angélica Cárcano señaló que un testigo declaró que se encontraba con Ovando y Quilaleo en las escaleras del acceso 88, cuando a las 04.30, comenzó una discusión entre “Kito” y “Ronco”. “Al principio fueron golpes de puños y patadas, pero que en determinado momento “Kito” extrajo un cuchillo y le dio “un puntazo” a Quilaleo, lo que provocó que caiga al suelo”, expresó la fiscal.

Con “Ronco” tendido en el suelo, Ovando se subió arriba de él y comienza apuñalarlo en el cuerpo. Según declaró el testigo, cuando intentó separarlos y dice que habría que llevar a Quilaleo al hospital, el agresor le dice que si intentaba llevarlo al Hospital le pasaría lo mismo

“A ESTE GIL HAY QUE DEJARLO QUE SE MUERA”

Según el testigo, Quilaleo aún tenía pulso cuando él intentaba convencer a Ovando para que le permita llevarlo a un centro de asistencia médica. Y cuando intentó levantarlo del suelo, se abalanzó sobre él y le arrojó puntazos rompiéndole la ropa, afirmando que “a este gil hay que dejarlo que se muera”.

“ACA NO PASÓ NADA”

El testigo aseguró que Ovando lo amenazó. “Acá no pasó nada y no me vas a mandar en cana porque te busco y te mato”, afirmó que le dijo mientras lo amenazaba con un cuchillo.

EL CASO

El domingo a las 14, personal de la Comisaria Segunda tomó intervención en el vestuario del Club Cultural y Deportivo Alumni se halló el cuerpo sin vida de Leandro “Ronco” Quilaleo, con varias puñaladas en su tórax.

La Policía halló dos testigos, uno de ellos referenció de manera concreta como transcurrieron las últimas horas en vida de Quilaleo.

ALLANAMIENTOS POSITIVOS
La Policía allanó el domicilio de Ovando y secuestró las zapatillas y ropa con presuntas manchas hemáticas, así como el cuchillo que habría sido utilizado en el crimen. Los elementos serán peritados por la Policía Científica y el Cenpat.

KITO NO DECLARÓ

“Kito” decidió no declarar en la audiencia, y la defensora pública María Angélica Carcano solicitó su libertad. “Eran amigos de toda la vida, desde los 9 años”, esgrimió la abogada.

“DESPRECIO POR LA VIDA HUMANA”

“Tuvo desprecio por la vida humana”, sostuvo la funcionaria de fiscalía Anya Puchetta, al pedir la continuidad de la prisión preventiva de Ovando. Desde la fiscalía se fundó el pedido en base a los peligros de que Ovando se pueda fugar o intentar influir en testigos en caso de estar en libertad.

Finalmente, el juez penal Marcelo Orlando hizo lugar a la petición de la fiscalía y otorgó la apertura de investigación y la continuidad de la prisión preventiva por 90 días. Se estima que finalizado el plazo de la medida de coerción, los fiscales presentarían la acusación para elevar el caso a juicio oral y público. “Es con probabilidad el autor del hecho relatado”, señaló el juez.