Das Neves firmó contrato para la construcción del edificio del Archivo Provincial para la Memoria

Lo efectuó al presidir el acto por el 41° aniversario del último Golpe Cívico Militar. El mandatario brindó un emotivo discurso indicando que “el dolor y la lucha deben ser de todos”.

El gobernador del Chubut, Mario Das Neves, presidió este viernes en Casa de Gobierno el acto por el Día Nacional de la Memoria por la Verdad y la Justicia y en la oportunidad firmó el contrato de obra por más de 9 millones de pesos para la ejecución del edificio del Archivo Provincial para la Memoria en Trelew.

La emotiva ceremonia en conmemoración al 41º aniversario del último Golpe Cívico Militar se realizó ante un colmado Salón de los Constituyentes y formaron parte de la misma el subsecretario de Derechos Humanos, Oscar Petersen; referentes de entidades y organizaciones de Derechos Humanos, familiares de desaparecidos y ex presos políticos.

Además se encontraban presentes ministros, secretarios, subsecretarios, presidentes de entes descentralizados, diputados provinciales, legisladores nacionales, autoridades del Poder Judicial, intendentes de distintas localidades, concejales, entre otros.

ACTO

Al iniciar el acto por el Día Nacional de la Memoria por la Verdad y la Justicia, se entonaron las estrofas del Himno Nacional Argentino y se realizó un minuto de silencio.

Además Dago Merino fue el encargado de leer el texto denominado: “Por un próximo amanecer de colores nuevos”, emocionando a los presentes con su interpretación.

Seguidamente el gobernador Das Neves efectuó la firma del contrato de obra con la empresa Didelco S.R.L. para la construcción en Trelew del edificio del Archivo Provincial para la Memoria con un monto de 9.580.700,24 pesos.

También se presentó el dúo musical “Las casualidades no existen”, integrado por Daniela Aarrechea y Norberto Lastra, que interpretó “ausencia”.

“NO OLVIDEMOS”

El gobernador en la oportunidad brindó un emotivo discurso en conmemoración a una fecha, y comenzó expresando que “han pasado 41 años y las señales en la sociedad son visibles por la ausencia de los que no están y el dolor que nos dejó el no saber de su destino”.

“No permitamos que se opaque la memoria. No olvidemos ni nosotros ni permitamos que lo hagan las generaciones que vienen cual es la verdadera historia y acompañemos a quienes desde el dolor de lo perdido siguen luchando por la identidad y la justicia” porque “debe ser el dolor de todos y la lucha de todos”.