Temen por un tsunami en uno de los paraísos escondidos de la Patagonia

Una ola gigante emerge desde las profundidades del lago y arrastra todo a su paso. Como en una escena de la película La última ola ( Noruega, 2015), el miedo a una gran inundación en el valle no deja en paz a quienes caminan por los senderos de Villa Traful, un pequeño pueblo turístico de la provincia de Neuquén.

«No es un mito ni una locura. Luego de varios estudios concluimos que en un mes o en 100 años, un tsunami puede ocurrir en la costa del Lago Traful y puede causar serios problemas si nadie hace nada», alerta el geólogo de la Universidad de Buenos Aires (UBA) e investigador del Conicet, Andrés Folguera.

Estudio
«Hicimos un monitoreo a lo largo de los últimos ocho años y notamos que la ladera se mueve de manera acelerada y podría producirse un desmoronamiento de esa pared con alto riesgo de que se produzca un tsunami», afirma Folguera a LA NACION.

El bloque es de tres kilómetros de ancho, 10 de largo y se desplaza unos ocho metros cada dos décadas. «Ese es un movimiento muy rápido. Y si en algún momento se desmorona, se podría generar un tsunami», insiste.

Andrés tiene 49 años y nació en Chile, pero vive en Buenos Aires desde los tres años. A Villa Traful llegó por primera vez en 2007, cuando paseaba por el sur junto a su familia. «El lago lo conocí gracias a un poblador dueño de lanchas que me llevó a recorrerlo. Me acuerdo que me comentó que las ramas de los árboles se hundían cada vez más. Así empezó todo», cuenta.

Luego de varios estudios, publicados recientemente en la revista científica Journal of South American Earth Sciences, determinaron que en 22 años, los árboles se hundieron unos ocho metros. «Muchos árboles que medían 15 metros quedaron debajo del agua», explica Folguera.

Fuente: La Nación