El Congreso decidió repudiar el golpe de Estado en Bolivia

La convocatoria encabezada por Felipe Solá está acompañada por las firmas de diversos diputados opositores. Al Frente de Todos se suman desde Nicolás del Caño del FIT hasta el diputado PRO Daniel Lipovetzky.

El Congreso decidió asumir el rol institucional de repudiar el «golpe de estado» en Bolivia contra el presidente Evo Morales, ante la insistencia del presidente Mauricio Macri y el canciller Jorge Faurie en negar la ruptura democrática en el país vecino. Los bloques de la oposición convocaron a sesiones especiales para este miércoles en la Cámara de Diputados y el Senado, en las que se instará al Gobierno argentino a rechazar el quiebre democrático y reclamar la restitución del orden constitucional. También lo exhortará a condenar las violaciones a los derechos humanos y a “brindar asilo” para “proteger las vidas” de los funcionarios del Gobierno Plurinacional depuesto, y las de sus familiares, ante la persecución de los golpistas. En tanto, Cambiemos busca redactar un texto que lime diferencias entre las posiciones encontradas de radicales y macristas frente al quiebre del orden constitucional en Bolivia, para bajar al recinto con un texto común que no los muestre divididos antes de abandonar el gobierno y regresar al llano como oposición.