Elevan a juicio oral la causa en donde murió una mujer en un incendio presuntamente intencional

El juez de garantías Marcelo Nieto Di Biase envió a juicio oral y público el caso en el que se encuentra involucrado Hugo Caballero por haber provocado intencionalmente un incendio que ocasionó la muerte de una vecina del departamento en el que vivía su pareja, con la que había mantenido una serie discusiones previas.

El fiscal Osvaldo Heiber anticipó el pedido provisorio de 20 años de prisión, indicando además que la pena podría ser aún mayor.

El hecho se produjo el 21 de noviembre del año pasado del año pasado en un departamento del edificio Almirante Brown, en el centro de Rawson, en medio de una disputa de pareja entre Hugo Caballero y su pareja Silvia Villarruel. La víctima fatal del incendio en el departamento de Villarroel, fue su vecina, Valeria Infulecki.

La audiencia preliminar se realizó en la Oficina Judicial de Rawson con los distintos actores del proceso a través del sistema de video conferencia, entre ellos el imputado, desde la ciudad de Comodoro Rivadavia donde se halla detenido, ahora a la espera del juicio oral y público que lo sentará en el banquillo de los acusados.

Golpes e incendio
Al momento de dar cuenta de la hipótesis del caso, el fiscal general Osvaldo Heiber dio cuenta de dos hechos investigados. El primero relacionado con una denuncia que el día anterior al incendio realizó el médico del Hospital Santa Teresita de Rawson Oscar Giovanelli tras atender a Villarroel de una serie de golpes en su rostro que habrían sido propinadas por Caballero.
La mujer debió ser trasladada en una ambulancia, las lesiones fueron consideradas de carácter leves y ese mismo día fue dada de alta.

El hecho más grave y central de la audiencia, fue el ocurrido con el incendio del departamento y la consecuencia fatal del fallecimiento de Infulecki. Fue la mañana posterior a la golpiza denunciada por Giovanelli. Para los investigadores está probado que Caballero fue quien colocó una olla con material combustible debajo de la cama donde dormía la mujer, inició el fuego y se alejó del departamento.

Las consecuencias del fuego fueron la destrucción total de todo lo que había en el interior del departamento. Los bomberos rescataron a Villarroel, afectada por el fuego y el intenso humo generado que además afectó a departamentos vecinos al punto tal que todo el edificio debió ser evacuado.
Infulecki regresaba de dejar a una de sus hijas en la escuela cuando se encontró con el incendio desatado. Al intentar rescatar a su otra hija fue afectada por el intenso calor y el monóxido de carbono que pusieron seriamente en riesgo su salud, hasta fallecer días después en una clínica privada de Trelew.

Pena que podría ampliarse
El fiscal Heiber adelante el pedido de 20 años de prisión contra Caballero con la posibilidad de agravar la pena según surja del análisis de las pruebas en el debate oral. En este sentido el juez de garantías Marcelo Nieto Di Biase avaló esta posibilidad a pesar de los argumentos en contrario esgrimidos por el defensor oficial Omar López.
Durante la audiencia se debatieron algunas de las pruebas que serán tenidas en cuenta en el debate, entre ellas si serían consideradas o no la gran variedad de imágenes de contenido sexual y pornográfico halladas en los dispositivos electrónicos de Caballero.
La imputación que pesa contra Caballero, actualmente detenido en la Alcaidía de Comodoro Rivadavia desde donde siguió la audiencia, es variada. Se trata de los delitos de lesiones leves doblemente agravado por tratarse de la víctima de una mujer con la que mantuvo una relación de pareja, además de violencia de género. A esta imputación se suma la de las consecuencias del incendio. Se trata de homicidio agravado con alevosía usando un medio idóneo en grado de tentativa, además de incendio intencional afectando bienes y la muerte de Infulecki.